Campo Bética inició su andadura en 1986, en el ámbito de la conservación de los productos de pastelería. A lo largo de los años, el equipo de Campo Bética ha ido ampliando su gama de artículos, disponiendo hoy en día de un porta folios que abarca gran cantidad de productos útiles para la industria alimentaría.

En 2006 se crea con gran ilusión, una gama de productos ecológicos para el consumidor final, cuya marca es Biobética, apostando por una mejor alimentación y el cuidado del medio ambiente.